Recientemente han pasado por la consulta algunos pacientes muy desorientados con respecto a sus lesiones musculares, existe una amplia literatura con respecto a la lesión muscular y, sin embargo, los pacientes
relatan que han recibido tratamientos agresivos, del todo contraindicados, y que siguiendo indicaciones de internet, han agravado su problema.
En este post queremos dar unas indicaciones básicas de qué hacer y no hacer cuando tenemos una lesión muscular o rotura de fibras.

 

¿Qué es una rotura de fibras?


Cuando hablamos coloquialmente de una lesión muscular normalmente nos referimos a una rotura de fibras, aunque hay otros tipos de lesiones que pueden afectar al músculo, como por ejemplo la miosotis osificante, formación anormal de hueso dentro del músculo, que es una complicación que ocurre en ocasiones en las lesiones por mecanismo directo (un golpe); hernia muscular en la que la aponeurosis, tejido que recubre el músculo, se rompe y una parte de este aparece en forma de tumoración (bulto) especialmente durante la contracción concéntrica o avulsión o desinsercción tendinosa.
Las roturas de fibras propiamente dichas, en las que parte o todas las fibras que forman un músculo se lesionan tras un sobre-estiramiento (el mecanismo indirecto más común) puede clasificarse de la siguiente forma:

Grado 0: Mediante la resonancia magnética o la ecografia lo se detecta imagen de lesión a pesar de tener síntomas.

Grado 1: Lesión mínima con menos del 5% del músculo implicado.

Grado 2: rotura muscular parcial entre el 5 y el 50% del músculo implicado.

Grado 3: Rotura completa con total redacción del músculo.

Davis (2008)

 

¿Cuáles son las fases de recuperación de una rotura de fibras?


Una vez que tenemos un diagnostico claro realizado por un profesional competente, a poder ser mediante una prueba por imagen, ecografia o resonancia magnética, lo más importante que tenemos que tener claro es que es esencial respetar los procesos fisiológicos de reparación de los tejidos.
El cuerpo se cura solo, en la mayoría de los casos, nuestra misión es conocer como es el proceso de recuperación y facilitarlos en la medida de lo posible.
Cada persona es diferente y tiene unas características propias y un músculo puede tener diversos tipos de rotura muscular, por lo tanto, cada lesión muscular será diferente, pero hay un consenso en el mundo médico con respecto a las fases de la reparación muscular.

• 0-24/48 horas Fase aguda. (Es la fase en la que hay más inflamación).

• 2-14 días Fase regenerativa. (Activación de los procesos de reparación activación de células satélite etc.).

• 14-28 días Fase fibrogénica. (Se crean nuevas fibras que pueden tender a ser más o menos fibróticas, es decir, de mejor o peor calidad y capacidad contractil).

 

Debemos tener en cuenta que el cuerpo no funciona de forma lineal y que los procesos se van solapando y puede haber varios procesos sucediendo de forma simultánea.

 

¿Qué no hacer cuando tienes una rotura de fibras?


Esto lo tenemos que tener claro, y puede depender de lo que hagamos que tengamos una buena o mala recuperación:

Elige un profesional titulado. Ir al masajista del pueblo, puede tener muy buena intención pero no podemos estar seguros de los conocimientos que tiene, aunque al primo de mi amigo Juan le quito una contractura de un nervio que tenía montado (los nervios no se montan en ningún sitio y del tema contracturas podríamos hablar largo y tendido).

• Hacerse un masaje fuerte y agresivo, especialmente en las fases iniciales del proceso de reparación. No aporta nada e incluso puede dañar más al músculo.

Hincharse a antiinflamatorios y tener una inmovilización demasiado prolongada. El proceso inflamatorio es una parte del proceso de recuperación del organismo, son los bomberos que vienen a apagar el fuego. Hay que vigilarlo para que no se inunde la casa, pero debemos dejarle hacer su trabajo.

Ponerse a estirar desde un principio sin esperar al momento adecuado puede dañar aún más al músculo.

Seguir entrenando como si nada, lo mismo que el estiramiento prematuro, puede empeorar la lesión.

 

¿Qué hacer cuando tienes una rotura de fibras?


Es importante tras una lesión muscular tener un diagnostico adecuado, y para eso lo mejor es acudir al profesional sanitario.

• Hacerme una ecografía o resonancia magnética, no siempre es necesario pero nos ayudara a saber de forma más precisa la zona y el grado de la lesión ten en cuenta que algunas lesiones pueden necesitar tratamiento médico he incluso cirugía así que cuidado.

Ir al fisioterapeuta, pero asegurase de que sabe del tema. Si le preguntas cuales son las fases de reparación de una rotura y qué hacer en cada fase y te dice que lo más importante es dejar el café y que todo es por el hígado, huye. También si pretende hacerte un tratamiento agresivo.

Facilitar los procesos de recuperación del músculo:

0-24 h: Control del hematoma y la inflamación.

2-14 dias: Incrementar la vascularización y activación muscular.

14-28 dias: Favorecer la regeneración e inhibir la fibrogenesis

> 28 dias: retorno al deporte

(Todos estos tiempos son aproximados)

Leer e informarse en fuentes adecuadas, aquí os dejo algunas interesantes:

– Lesiones Musculares en el deporte Balius, Pedret ed. Panamericana.
– Fernandez Jaén TF. Protocolo de actuación ante una lesión aguda musculotendinosa en el deporte. Rev traumatol deporte, 2008, disponible en http://rtd.ucam.edu/
– Jimenez-Diaz F. Muscular injuries in sports. int j sport Ski 2006; 2:55-67